Montañas rocosas

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Montañas rocosas

Mensaje  Dragon Alessander el Jue 9 Ene 2014 - 18:37

( Admin: usuario no participara)

Dragon Alessander

Mensajes : 28
Reputación : 2
Fecha de inscripción : 10/09/2013
Edad : 27

Datos De Personaje
Nombre: Dragon Alessander
Raza: Hibrido (Dragon-Humano)
Edad Aparente: 27 años

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Montañas rocosas

Mensaje  Knock Out el Dom 18 Mayo 2014 - 20:36

Montañas Rocosas, su nombre lo decía todo, un lugar lleno de empinadas y muy peligrosas laderas y precipicios, el suelo era frágil, suelto, en cualquier momento por un mal paso podría desprenderse y caer al vacío, el ambiente era frio y nubloso, el silencio reinaba, la única presencia en aquel lugar era el viento que recorría cada parte de las montañas, provocando en el ambiente un sonido, un silbido que cualquier mente supersticiosa catalogaría como algo sobre natural, pero eso era ya algo normal en la isla, caminaría largo rato con aquel viento frio abrazándole la cara, no sabía a donde ir, pero siguió caminando hasta detenerse en un gran acantilado

…. bien ya estoy aquí…

Observaría al horizonte, de momento a otro sabía que aquel ser que le había citado en aquel lugar aparecería.

Knock Out

Mensajes : 34
Reputación : 9
Fecha de inscripción : 11/02/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

El encuentro

Mensaje  Kyel el Lun 19 Mayo 2014 - 10:33

Mientras observaba a través de los cuervos como el grupo se acercaba, también observó como el dragón rojo se acercaba solo a la zona de encuentro, todo marchaba tal y como Kyel lo había planificado, entre los árboles sentado un poco lejos dejaba entre ver una sonrisa que nadie vió...


-Kyel: continuemos...


Entonces Kyel desapareció en una nube de oscuridad, los cuervos de sombra se arremolinaron en la zona de encuentro ante Knock, quedando solo unos pocos que vigilaban que no entrata nadie en el lugar sin que Kyel se diera cuenta.


De entre las sombras formadas por los cuervos apareció un vampiro de traje rojo y pelo gris...


-Kyel: Hola señor medico, Knock out, o debería decir señor dragón... Dijo entre sonrisas.



-Kyel: verás el día que nos vimos quise saber cosas de ti y como eras médico quise probar hasta donde llegaba tu habilidad en medicina, luego descubrí ¡QUE SORPRESA! que usaste nada menos que tu sangre para sanr algo que es incurable por métodos tradicionales, en esos momentos me dí cuenta de que no eras humano.


-Kyel: en la biblioteca ví varios libros de dragones, uno de ellos los de tu clase, y entonces leí que los dragones de tu clase tiene una sangre mágica capaz de anular las otras magias, por lo que supuse que serías un dragón rojo, bueno realemnte lo confirmé mientras venías aquí.


Kyel señaló a los cuervos...


-Kyel: estos son mis vigilantes, son mis ojos y mis oídos allí a done voy, gracías por decirle al dragón pequeño que eras un dragón a todo esto, también debería interrogar a ése dragón pequeño... en fin en otro momento quizá. Pronunció con indiferencia.


-Kyel: epro hablemos de cosas que importan, tu la primera vez me conociste como angel blanco, ahora me conoces como vampiro, soy mitad y mitad, así fue como hice hervir la sangre de los pacientes y te obligué a usar tu sangre para sanarlos, ¡A QUE FUE INGENIOSO!, bien ya sabes todo sobre mi igual que yo sobre ti, estamos en paz.


-Kyel: ahora creo que deberíamos hablar de negocios si no te importa.


Kyel se acercó a la cascada de agua y usó sus sombras para formar un frasco...


-Kyel: bien esta agua es agua bendita, seguramente dirás este tio está tonto, no, no estoy tonto, es agua milagrosa de verdad, observa.


Kyel se hechó una gota en la mano y ésta le provocó una quemadura, entonces se transformó en ángel blanco y se hechó sobre la herida otra gota la cuál sanó la herida de manera instantánea...


-Kyel: bien como ves en mi forma de vampiro me hace daño porque cuento como un no-muerto, pero en mi forma de ángel blanco soy un ser vivo como cualquier otro por lo que el agua me ayuda en vez de matarme, lo descubrí el primer día que vine aquí y en mi forma de ángel blanco bebí de estas aguas, de algún modo me sentí mucho mejor.


Kyel le ofreció el frasco a Knock mientras invocaba una mesa y unas sillas de sombra, Kyel se sentó y continuó...


-Kyel: verás como eres el médico presupongo que no habría nadie mas interesado que tú y mas responsable que tú para manejar ésto, me he tomado la libertad de destilar el agua y separar los minerales, concretamente el agua en sí es corriente y moliente, lo que le dá los "efectos curativos" es que la montaña es una montaña de geodas rúnicas, que al ser desgastada poco a poco por el flujo del agua que pasa por ella, las propiedades magicas sanadoras de las rocas que forman la montaña se mezclan con el agua formando esa "agua milagrosa".


-Kyel: te dije que vinieras solo y no es para menos, es de suma necesidad que nadie mas descubra el secreto de éstas aguas o cualquier imbecil podría venir a coger agua milagrosa y hacerse inmortal con ella puesto que también tiene propiedades rejuvenecedoras y eso supondría que todos querrían ser inmortales, lo que supondría superpoblación y escasez de recursos, guerra por los pocos recursos que quedaran y hambre y el fin del mundo como lo conocemos.

Kyel

Mensajes : 122
Reputación : 16
Fecha de inscripción : 09/02/2014

Datos De Personaje
Nombre: Kyel Segrim Vistral
Raza: Hibrido
Edad Aparente: 20 años

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

El encuentro 2ª parte

Mensaje  Kyel el Lun 19 Mayo 2014 - 10:57

-Kyel: pero también estarás de acuerdo conmigo en que sería un desperdicio perder una oportunidad de negocio como ésta, verás si cogemos el agua, la investigamos bien y medimos los componentes podríamos crear una especie de "medicamento revitalizante" del que tu te podrías llevar el 100% de los beneficios y yo a cambio solo buscaría una cosa que me puedes dar ahora mismo...


Entonces Kyel hizo aparecer una jeringuilla hecha de sombras...


-Kyel: verás hace mucho comencé una investigación entorno a las clases de dragones que había en el mundo, per mi investigación quedó a médias cuando les pedí a los dragones que me dieran unas gotas de su sangre y 1 escama, de cada vez que les proponía ésto me intentaban matar.


-Kyel: llegué a conseguir saliba de dragón rojo una vez que le propuse a uno de los tuyos limpiarle los dientes, su banidad y deseo de estar guapo pudo con él, gracias a eso descubrí que los de vuestra especie tienen una especie de saliva que hace de combustible y  al mezclarse químicamente con las glandolas venenosas de vuestra boca, éste veneno calienta la saliva haciendo de "chispa" para encender la llamarada junto con el aire y que solo necesitais abrir la boca para que el aire toque la saliba mezclada con veneno y se convierta en una llamarada y que las glándulas salivares están tan cerca de las de veneno que el proceso es instantáneo.


-Kyel: pero ahí me he quedado... nunca tuve la sangre de un dragón o la escama de un dragón en mi mano, por lo que te propongo un trato, investigamos juntos la manera de que puedas sacarle rentabilidad al agua milagrosa y tú a cambio me das un poco de tu sangre. Sugirió enpujando a través de la mesa la jeringuilla de sombras.


-Kyel: es mas mejoraré mi oferta, sabes tan bién como yo que las especies de dragones cada vez estáis mas extintas debido a la caza furtiva de dragones por su piel y su sangre, bien, ésta sangre no solo la usaré para mi investigación sino también ppara un negocio de telas que regento, a través de tu sangre fabricaré una tela parecida a la de la piel de escamas de dragón.


-Kyel: e intentaré barrer el mercado negro de pieles de dragón, con esto intentaré hacer una campaña en la que me aseguraré de que la gente vea que matar a dragones por su piel y su sangre es una practica asquerosa digna de un bárbaro y que si lo que quieren es una tela anti-mágia no se necesita matar a un dragon.


-Kyel: con ésto y la eliminación de la competencia por mis propios médios, me aseguraré de que no quede casi nadie que quiera cazar dragones, concienciando a la gente y eliminando a los que no se conciencien, estoy seguro de que mas de una vez has sufrido el acoso de gente como esa
o conoces a alguno de tu especie que haya muerto a sus manos, este es un buen momento para pararlos en seco ganandoles en su propio terreno.


Entonces Kyel se puso serio...


-Kyel: el trato es el siguiente, la creación del elixir reconstituyente definitivo que te pondrá entre los mejores médicos de la histora por aumentar 20 años la esperanza de vida de las personas, las sana y además reducir sus achaques llegados a cierta edad, a cambio de tu sangre y mi investigación de telas anti-magia que me hará ganar una pasta y de paso me encargaré de los que van a por los de tu especie ganandoles en su terreno.


Kyel extendió la mano... poniendole de paso la jeringuilla cerca...


-Kyel: ¿Qué me dices? ¿hay trato? por cierto... en cuanto a lo de las escamas... vamos a dejarlo en que no, no quiero hacerle daño a un dragón, la verdad me gustan mucho los de tu clase pero, si por algún casual mudarais la piel como las lagartijas me gustaría que me trajeras las escamas mudadas, pero bueno a lo que ibamos ¿Hay o no hay trato? Expuso con una sonrisa amistosa casi comercial de teletienda en su rostro.

Kyel

Mensajes : 122
Reputación : 16
Fecha de inscripción : 09/02/2014

Datos De Personaje
Nombre: Kyel Segrim Vistral
Raza: Hibrido
Edad Aparente: 20 años

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Montañas rocosas

Mensaje  Knock Out el Mar 20 Mayo 2014 - 23:10

Desdés aquel acantilado en las montañas rocosas podría observarse algunas partes de la isla, aunque las nubes grises que aglomeraba el cielo en esa zona, solo daba vista por pequeños espacios de tiempo, el viento era culpable de aquello, moviendo a su antojo las nubes, recordaría a aquel joven pelinegro que había escuchado en la ciudad que aparte de ser un ladrón, era un controlador del mismísimo elemento del cual ahora disfrutaba una corriente, sus gabardina negra era movida violentamente pero él se mantenía en su sitio, estoico ante la gran vista, y el abismo bajo sus pies, escucharía el aleteo de aves, miraría de reojo, extraños cuervos sobrevolaban cerca, contenían una presencia que ya conocía, mas sin embargo en este momento parecía estar corrompida, el dueño de aquella presencia aparecería tras él, se volvería lentamente y lo vería, totalmente distinto a como lo había visto en el hospital, no pudo evitar admirar el atuendo el cual llevaba puesto en ese momento, en cierta forma le envidio, pero ese sentimiento cambio cuando le escucho hablar.

 

… parece que en este lugar no se pueden guardar los secretos

 

Diría irónicamente antes de seguirle escuchando, afilaría su mirada cuando comento el hecho de sus sangre, sabía bien que debía de ser cuidadoso en ese sentido, sacar de inmediato el uso de su sangre fue un grave error, pero en situaciones desesperadas, medidas desesperadas, en aquel momento no había pensado más que en curar a esas personas, solo para su propio beneficio, si hubiera fallado en el intento habría tenido que marcharse de aquel lugar, sus profundos ojos rojos observaban cada acción, volviendo a mirar de reojo a aquellos cuervos, comprendía entonces el hecho de sentirse vigilado en el bosque.

 

Se mantendría callado todo aquel relato, un largo silencio reino en él, solo le miraba, en su cabeza había un mar de dudas y otro más de respuestas, analizaba todas aquellas posibilidades, lo que le convenía y lo que no le convenía, miraría la jeringa y entonces se formaría una sonrisa de medio lado en su rostro.

 

… a mí me encanta negociar… más si yo obtengo una ganancia, pero… no conoces ni la mitad de mi historia, es cierto ya no lo puedo negar, soy un dragón rojo… y a estas alturas uno de los últimos… y es por eso mismo que he permanecido como humano desde hace mucho tiempo, evito mostrar mi verdadero ser… y aún más la procedencia de mi ancestral familia…

 

Comenzaría a caminar de un lado a otro.

 

… ahora que todo lo que dices es interesante, pero también crearías un problema… la tela anti magia que sugieres podría caer en manos equivocadas… al igual que el elixir echo con esta agua…  si tal vez paguen mucho… o tal vez quieran eliminarte por obtenerla… seremos acreedores de ganarnos también muchos enemigos… peligrosos enemigos.

 

… por esa razón nosotros, los de nuestra especie somos renuentes a dar lo más preciado de nosotros… sangre y escamas… valla eso si es mucho… y aunque si mudamos las viejas escamas están ya son inútiles… el simple rose del viento las vuelve polvo… por eso nunca encontraras piel de dragón regada a la intemperie.

 

Se detendría nuevamente a la orilla de aquel acantilado, el viento procedente del fondo era tan frio y húmedo, le hizo tiritar por un momento pero con un simple resoplido su temperatura aumentaría cobijándolo de las bajas temperaturas, en tanto a aquel ángel mitad vampiro, tendría que pensar bien en la respuesta que daría, no era adepto a meterse en problemas, menos en los de la talla que seguro se avecinaban, no estaba nada seguro y estaba fuera de la educación y ética proporcionada por sus ancestros el entregar su sangre, y también su maestro, aquel anciano médico le advertiría del uso de su propia sangre, más si llegase a ser utilizada por alguien más, su mirada se posaría en aquel joven, cambiante, de razas tan opuestas que vivían en un mismo ser, se acercaría a él nuevamente.

 

… pero a pesar de todo lo que te acabo de decir… me has convencido… pero solo te daré una única gota de mi sangre… no más… ética familiar, tu has dicho bien lo desconfiados que somos los dragones…

Knock Out

Mensajes : 34
Reputación : 9
Fecha de inscripción : 11/02/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Trato hecho

Mensaje  Kyel el Miér 21 Mayo 2014 - 5:17

Kyel aún en su forma de ángel escuchaba atento las palabras del dragón, es la primera vez que se encontraba con uno en décadas, EN DÉCADAS, la sangre le hervía y no por su magia, solo el hecho de estar ahí en esos momentos era un sueño para él, pero de todos modos no había perdido el rumbo de lo que venía a hacer, el dragón tenía mucha razón en lo que decía...


-Kyel: bueno haber quizá deba matizar un poco mis palabras. Dijo recogiendo la gota de sangre que el dragón le había ofrecido en un bote de sombras.



-Kyel: en un principio agradezco tu colaboración, haré todo en cuanto esté en mi mano para evitar la extinción de vuestra especie. Pronunció con seriedad.


Entonces con una mueca burlona en su rostro...


-Kyel: pero ¡¡TU TAMBIÉN DEBERÍAS COLABORAR UN POCO Y BUSCARTE A UNA BUENA HEMBRA!! respondió dandole una palmada amistosa en la espalda.


-Kyel: bueno regresando al punto donde lo dejamos, dije que debía matizar mis palabras, me refería al elixir, ese elixir no sería único debería ser algo... como decirlo un mero reonstituyente, para ello deberíamos aislar el mineral que hace que sea sanador y el que hace que sea rejuvenecedor el agua del manantial.


-Kyel: en ese momento asegurarnos de que nadie tenga acceso a esos minerales de éste agua, de eso me encargaría yo mismo, no me vendría mal tu ayuda pero en un principio con mis habilidades deberían bastar, pero antes tenemos que saber que hace que este agua sea sanadora y que hace que sea rejuvenecedora, yo solo he separado los minerales mezclados destilando el agua.


-Kyel: por otro lado tenemos el dato de que ambos efectos son contradictorios usados en no-muertos, por lo que convendría que los usara con criaturas de Gaira o hablaramos con... NO, casi mejor no hablamos con el... tu solo separame los componentes y yo los usaré sobre mi mismo si es necesario con cuidado.


-Kyel: a lo que iba, separando el elemento sanador podemos hacer un elixir sanador y separando el elemento rejuvenecedor otro reconstituyente, nadie se iba a dar ni ceunta de que ambos provienen de estas aguas por el motivo de que siempre puedes mezclarlos con otros compuestos y decir que son esos compuestos los que hacen que el agua sea milagrosa, es mas si divides los minerales sanadores y los fragmentas bien, podrías sacar vacunas y antídotos varios uno para cada enfermedad y veneno.

-Kyel: de lo que se trata no es de vender el agua en sí misma y venderla cara, sino de vender los compuestos del agua mezclados con componentes neutrales o usando el agua como potenciador de ciertas hierbas medicinales y demás reduciendo los efectos sanadores del agua para venderla como vacunas una para cada cosa o elixires, medicinas, antídotos y demás.

-Kyel: ¿para qué vender el agua directamente si puedes dividir sus efectos y venderlos por separado y sacar mas pasta, hecha cuentas yo le hecho que hay 300.000 personas por lo menos viviendo en caitihen si a cada una de ellas la vacunas por 10 monedas de oro de 1 enfermedad serían 3.000.000 de monedas de oro solo ocn 1 vacuna de una enfermedad que puedas sanar gracias al agua y a otros compuestos mezclados con ésta, a medida que descubras nuevas fragmentaciones de efectos y nuevos compuestos que puedan potenciarse con el agua sería igual a millonario.


-Kyel: quedarías como el mejor médico del mundo y a mayores millonario y si fragmentas tanto los efectos del agua ni se notará que la usas en tus vacunas, o habría que ser muy habil para descubrirlo muy muy habil, prácticamente se podría decir de ti que serías el inventor de la medicina moderna, una medicina que cambiaría el mundo para siempre.

-Kyel: y lo mismo con los efectos rejuvenecedores de los minerales, siempre puedes dividirlos y crear reconstituyentes contra la osteoporosis y demás enfermedades de la edad.

-Kyel: además cuanto mas sepas acerca de los componentes, mas sabrás acerca de éste agua y llegará un momento en que no necesites ni siquiera venir aquí, encontrarás otros llacimientos otros minerales parecidos o mejores, quien sabe, todo esta en tus manos.


-Kyel: además el agua en sí misma es clara y no se le vé nada raro en ella hasta que la pruebas, es una de las grandes ventajas, que los minerales de esta montaña, son tan potentes que una milesima de miligramo dan como resultado un efecto sanador y rejuvenecedor que se nota algo como pudiste comprobar cuando te mostré su efecto, jamás sabrías que esta agua tiene esas propiedades si no la llegas a probar o no te lo dice alguien.


-Kyel: por tanto y para terminar, lo que si que voy a hacer desde ya es crear un camino retornante alrrededor de la cascada.


-Kyel: y por los enemigos peligrosos no te preocupes, yo me encargo de ellos, si los llevo a Gaira y uso mis habilidades de vampiro allí están muertos.



Entonces Kyel usando la magia elemental, se paso varios minutos convocando sellos magicos mientras pronunciaba en voz baja su hechizo, entonces rodeó la cascada de una serie de sellos que crearo una pantalla magica.


-Kyel: esta pantalla hará lo siguiente, toda persona normal que se acerque a la cascada se olvidará de porqué está ahí y le inducirá en la mente un deseo de querer regresar por donde ha venido, de momento será suficiente para que nadie entre aquí porque sí, aunque como ya dije solo funciona con gente normal... puesto que mi magia elemental no es muy fuerte...


-Kyel: a todo esto, tienes razón con que no sé demasiado sobre ti pero, desde que descubrí que eras un dragón y además ví que no te transformabas nunca en dragón me dí cuenta de que lo que esperabas era una vida tranquila entre los humanos, eso me llevó a deducir que tus intenciones no son deltodo malas.


-Kyel: porque si lo fueran nos habrías freído a todos a base de llamaradas. expuso con una sonrisa irónica en la cara.

-Kyel además no se porque pero todas las clases de dragones tenés mucho interés por las cosas brillantes como el oro, lo digo poruqe una vez me encontré con una dragóna negra, de estos dragones que te matan a la primera que les tocas las narices y me puse delante de él sin dejarle pasar y me respondió: ¡O te quitas de en medio o te convierto en un abalorio para mis cuernos!, al final me aparté pero ese día aprendi que a todos los dragones les gustan las cosas brillantes.


Entonces Kyel se acordó de algo...

-Kyel: una cosa antes de nada, ¿podrías transformarte en dragón antes de volver? hace mucho que no veo a ninguno en su forma de dragón. Preguntó con entusiasmo.

Kyel

Mensajes : 122
Reputación : 16
Fecha de inscripción : 09/02/2014

Datos De Personaje
Nombre: Kyel Segrim Vistral
Raza: Hibrido
Edad Aparente: 20 años

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Montañas rocosas

Mensaje  Knock Out el Jue 22 Mayo 2014 - 17:43

Los pensamientos en el pelirrojo eran de ultraje y robo, aunque él había elegido ser el donador de aquella gota de sangre, nunca había sido alguien más el que le sustrajera de su vital liquido, el mismo se había arreglado por mucho tiempo para que ni en las peleas fuera herido, recuerdos de sus últimas heridas volvieron a él, y se lamentó por algunos segundos, cuando aquel personaje frente de él obtuvo lo que quería, se separaría unos pasos, no quería cometer alguna atrocidad por mero instinto, respiraría lenta y profundamente repitiéndose a si mismo que él había aprobado aquello, volvería su atención a aquel sujeto que le hablaba, tomaría atención a cada una de sus palabras y reiría de medio lado al escuchar la palabra “hembra”.

 

La larga charla y explicación de aquel joven le tenía en sumo interés, ser el mejor en todo siempre había sido un fin que el buscaba, pero ser el único era una meta casi alcanzada, y ahora que lo ponía en otro termino aquel joven, ser el único y mejor medico conocido le hizo soñar en grande, aunque de igual manera aquello interfería con otro de su fin común, pasar desapercibido, ser reconocido le traería problemas, cosas de su pasado por el cual no quería ser encontrado, razón principal por la que había elegido nunca transformarse y pasar  como un simple medico humano.

 

… muy bien, entiendo, viéndolo así me parece que no habría ningún problema.

 

Reiría y se cruzaría de brazo.

 

… y puede que me vea inofensivo… o tranquilo y calmado, pero nunca se debe de confiar… no siempre las intenciones que se ven son las que se tienen pensadas…

 

Le miraría fijamente, levantaría su ceja derecha, en todo caso eso que acababa de decir  también lo decía por si mismo, tal vez aquel joven tenía unas intenciones, las que le había contado, y platicado durante aquella charla, pero siempre  y lo sabía bien, que siempre para todo hay un trasfondo, típica desconfianza dragoniana, y aunque eso no fuera así, nunca estaría de más tener un poco de precaución.

 

Entonces se pondría serio, su afilada mirada observaría al mitad ángel mitad vampiro, su petición no era válida ni aceptable, no había nada que el pudiera ganar, como para cumplir el capricho de aquel joven, tras unos momento miraría a otro sitio, en el horizonte, perdiéndose en la lejanía de un pasado del cual no quería que volviera. Siendo un dragón de un linaje tan antiguo, que era diferente a cualquier otro dragón rojo que existiera en ese tiempo, heredando la apariencia de los primeros dragones rojos, razón por la cual desistió de transformarse por ser muy diferente, y por muchas otras razones. Sintió la refrescante briza del viento acariciándole el rostro, moviendo sus cabellos rojos de un lado a otro, entonces una ansia apareció dentro de él, el ansia de volver a sentir aquel viento tocando sus alas, alas que al menos en unos 100 años no había extendió para emprender el vuelo, aunque tanbien su egolatri tendria influencia en ello, el que admiraran su belleza era algo que igual no podia dejar pasar, regresaría su atención a aquel joven.

 

… eres muy extraño sabes?...  

 

Daria unos pasos atrás, cerca del acantilado, sentiría el viento en su espalda, extendería su brazos, respiraría profundamente, al exhalar sacaría humo por sus fosas nasales y entonces daría un salto hacia atrás, caería velozmente hacia el vacío, y entonces comenzaría a ocurrir, su cuerpo se cubriría por una enorme llamarada, una bola de fuego cayendo era lo que se vería y entonces emergería de entre las llamas el dragón, planeando en aquella ladera, daría giros, se detendría n seco y emprendería el vuelo devuelta hacia donde estaba aquel joven, era tan refrescante sentirse libre de aquella piel humana, caería pesadamente cerca del joven, sus garras apreciaron el suelo rocoso de aquella montaña, replegaría sus alas y vería a aquel pequeño ser.

 [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

… bien admírame joven humano que no volverás a verme en este estado…

Knock Out

Mensajes : 34
Reputación : 9
Fecha de inscripción : 11/02/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Un encuentro interesante

Mensaje  Kyel el Lun 26 Mayo 2014 - 5:30

El mestizo se quedó de piedra al ver como se tiraba por el acantilado, no quería perderse detalle de nada por lo que no tardó ni un segundo en acercarse y ver con claridad la transformación,el detalle de la bola de fuego fue impresionante, por un momento el cielo quedó iluminado por una luz anaranjada y de entre las llamas salió Knock en su forma de dragón rojo que aterrizó cerca de Kyel.

El suelo tembó ligeramente por el impacto haciendo que Kyel se sintiera un poco asustado obligándole a cubrirse le cara por el aire y el miedo entonces cuando todo se paró alrrededor de los dos, Kyel se transformó en su forma de vampiro para usar las sombras como tinta, sacó una libreta de su chaqueta en la que guardaba los datos de su anterior investigación con dragones rojos y empezó a apuntar datos de éste.

-Kyel: Emm... no soy humano... pero vale, ¡No te muevas porfavor!

Entonces Kyel empezó a tomar medidas de las zarpas del dragón midiendo también su indice de corte y haciendo dibujos con sonbras en su libreta en la que anotaba los detalles de curvatura y demás temas de inetrés para cuialquiera que le gusten los dragones.

-Kyel: Garras con forma de guadaña hechas para cortar, su indice de corte es  muy superior a los metales tradicionales... posdata: realizar medidas adicionales en el laboratorio.

Kyel se puso cerca de Knock y le pasó la mano por el cuello hasta casi la cola...

-Kyel: escamas en cierto modo... resvaladizas y organizadas como si fueran placas... supongo para resistir cortes y demas... me pregunto que resistencia tendrán a las flechas y demás cosas punzantes... Pronunció en voz baja mientras apuntaba.

-Kyel: una cosa, ¿podéis recuperar miembros perdidos? lo digo porque nunca tuve la oportunidad de ver si los dragones tenéis esas cualidades. Preguntó a Knock.


Mientras preguntaba Kyel observaba el brillo de las escamas...

-Kyel: tienes una bonita y brillante armadura ¿a que se debe ese brillo en tus escamas? nunca lo había visto, ¿es un sistema de reflejo de hechizos o es solo estético?. Preguntó mientras anotaba.

Entonces, se dirigió un momento a las alas, las tocó abriéndolas con cuidado y fascinación como si fueran una tela de seda...

-Kyel: alas palmeadas... con cierta suavidad, con forma arqueada supongo para ser mas aerodinámicas... no lleva escamas en ellas...

Entonces miró a Knock...

-Kyel: es evidente que no puedo hacerles una prueba de resistencia a la mágia a tus alas ¿no? Preguntó a sabiendas de que la respuesta seguramente fuera negativa.

-Kyel: a todo esto, se dice de vuestra raza que os gusta tanto el oro que a veces se os dá por chantajear a todo un país para que os entregue un tributo por sus vidas, ¿que opinas de eso? Preguntó mientras escribía los datos de las alas.

-Kyel: ¿y de ser un dragón rojo que vive entre humanos aun a sabiendas de que te los puedes comer vivos a todos? Preguntó con cierta picaresca.

-Kyel: me gustaría verte volar un poco mas, hacía tiempo desde el día que estuve en las montañas vocánicas de mi territorio que no veo volar a uno, sobretodo me gustaría ver a qué velocidad puedes llegar y la velocidad de cambio de dirección que tienes, es algo que siempre quise ver pero nunca tuve la habilidad de medirlo con precisión, ahora aun no la tengo pero al menos tener una diea.

-Kyel: y de paso ¿sería mucho pedir si pudiera medir el calor de una de tus llamaradas? Expuso Kyel mientras invocaba delante de Knock una barrera de sombras.


La barrera invocada estaba endurecida al máximo y Kyel le había añadido la propiedad de perder resistencia a medida que recibia daños y también la de ponerse mas roja a medida que aumentan los grados centígrados.

-Kyel: vamos a ver lo cachas que estás, ¿te apuntas? Expuso contento Kyel  mientras hacía aparecer un reloj de sombras en la mano con el que pretendía cronometrar los tiempos de Knock y los segundos que tardaría su llamarada en romper su barrera.

Kyel

Mensajes : 122
Reputación : 16
Fecha de inscripción : 09/02/2014

Datos De Personaje
Nombre: Kyel Segrim Vistral
Raza: Hibrido
Edad Aparente: 20 años

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Montañas rocosas

Mensaje  Knock Out el Mar 27 Mayo 2014 - 21:29

La quietud llego a aquella montaña, el pequeño ser que le había pedido transformarse también le pediría quedarse quieto, y no era que obedeciera, simplemente que hacia tanto tiempo que no se había transformado que quería disfrutar todo lo posible de aquel pequeño momento en que había tenido oportunidad de hacerlo, fuera de los ojos humanos, fuera de la vista de cualquier otro ser que no fuera aquel joven, y lo sabía bien, si alguien estuviese cerca lo sentiría, más en aquella forma, sus sentidos se intensificarían. Pasaban los minutos y observaría al mestizo con intriga de cada una de sus acciones y de lo que decía, juntaba información de él, realmente no le importaba mientras no pusiera su nombre en aquellas anotaciones.

 

Sintiendo aquel toque en su lomo, le haría sentirse algo extraño, como lo que los humanos llegan a nombrar Cosquillas, sacudiría un poco su cabeza, básicamente nunca había existido humano o cualquier otro ser que le tocase de tal manera, invadiendo a como él lo veía su espacio personal, mas no diría nada, después de todo aquel joven estaba apreciando su apariencia y eso lo hacía sentirse orgulloso. Sus sentidos muy por encima de los de los humanos normales escucharían claramente aquella pregunta que el propio joven se estaba haciendo.

 

… ningún tipo de arma filosa es capaz de atravesar mis escamas…

 

En realidad existía por excelencia un metal único que si le hacía daño, y claro esta otros dragones y sus garras y o filosos colmillos, pero no diría nada que le perjudicara directamente, escucharía su última pregunta, pensaría un momento, era poco probable que los dragones llegasen a tal grado de daño.

 

… yo nunca he llegado al grado de perder un miembro… y dudo que alguien pueda hacerlo, como dije no hay cosa que pueda atravesarme…

 

… debes de saber que los dragones… cualquiera es inmune a la magia… si las escamas tienen que ver con ello… pero yo provengo de un linaje de dragones muy antiguo…

 

Se quedaría callado, estaba hablando de más, revelar de donde provenía acarrearía muchas más preguntas de las que ya estaba siendo víctima, por mínima que fuera la información que dijese los rumores comenzarían a esparcirse, “el viento… es un gran mensajero” pensaría sintiendo la brisa cálida del viento que le rodeaba.

 

… por supuesto que no puedes hacer pruebas… debería de bastarte con lo que te digo… mis alas a pesar de no tener escamas tienen las mismas propiedades… así que no hay magia que pueda dañarme a mí o a cualquier otro dragón sé cuál sea la especie…

 

Se sacudiría agresivamente antes de poder contestar aquella pregunta.

 

… los dragones somos una especie superior… pero para mí esa tradición es demasiado arcaica, te daras cuenta que tengo otro tipo de educación así que chantajear a tal magnitud nunca ha estado entre mis planes…

 

… comer humanos?... no… eso es muy asqueroso… hay humanos que no tienen ni el mas minimo cuidado por su higiene personal…

 

Su rostro expresaría total asco ante solo la idea de tener a un humano como bocadillo, cerraría sus ojos unos momentos, las peticiones de vampiro mitad ángel estaban propasando los límites de su paciencia, pero el simple hecho de volar hábilmente como hacia tanto no lo hacía, era un deseo propio.

 

… lo hare solo porque deseo estirarme y des estresarme un poco antes de volver a mi forma humana… no porque tu me lo pidas…

 

Extendiendo esplendorosamente sus alas, se impulsaría y se elevaría varios metros por encima de donde se encontraba, y seguiría elevándose con ese solo impulso, con sus alas pegadas al cuerpo, estando muy elevado las volvería a extender para detenerse y planear un momento, preparándose, se lanzaría en picada hacia el  acantilado, muy pegado de la pared rocosa, con un solo y pequeño movimiento de su ala viraría rápidamente evitando un montículo que sobresalía, planearía en el fondo y volvería a elevarse esta vez dando aletadas rápidas subiendo, alcanzando una velocidad de 210km/s y en aumento, usando sus alas y su cola tal cual haría un leopardo, viraría rápidamente sin perder velocidad, rodearía el pico de aquella montaña velozmente hasta posarse en la punta, desquebrajando parte de ella con el fuerte agarre por parte de sus garras, y sin poder evitarlo lanzaría un fuerte y potente rugido, emprendería el vuelo y volvería frente del vampiro.

 

Hacer todo aquello no le había cansado, mas sin embargo estaba agitado de la excitación que le provoco volver a sentir aquella velocidad, sus instintos dormidos durante 100 años se alegrarían de haber sido despiertos, volviendo su mirad a Kyel y a su barrera que desde antes de emprender el vuelo había colocado, sonreiría de medio lado mostrando sus afilados colmillos.

 

… no me hago responsable de los daños que te pueda ocasionar…

 

Sería lo único que diría antes de prepararse para lanzar una gran llamarada, daría un gran y largo respiro inflando hasta el máximo sus pulmones, levantando su hocico hacia arriba unos segundos, lo bajaría rápidamente en dirección de la barrera dejando salir con gran velocidad y fuerza, mantendría aquella bocanada de fuego por al menos unos 40 s antes de volver a tomar aliento y lanzar otra más, siendo de la misma magnitud y con un poco más de duración, al terminar, sacaría un resoplido por la nariz sacando un poco de humo, sacudiría su cabeza.

 [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

… y bien?... que te ha parecido mi demostración?... ya puedo volver a mi forma humana o aun necesitas algo mas?

OFFROLL:dejo a tu criterio la resistencia de tu barrera

Knock Out

Mensajes : 34
Reputación : 9
Fecha de inscripción : 11/02/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Vuelta a la ciudad

Mensaje  Kyel el Miér 28 Mayo 2014 - 4:32

Kyel se sentía a sus anchas una vez mas, este Knock sin duda era una mina de oro para él, toda la información que escribía acerca de los dragones rojos, los dibujos que hacía con sombras de todos los detalles, sus escamas no podían ser dañadas por ningún metal...




Kyel sonrió lijeramente al oír lo de que comer humanos le parecía asqueroso, recordando amargamente el exceso de sangre que le obligó a probar su "maestra" en su día, por suerte para él nunca mas volvería a ver a esa vampiresa, y aunque así fuera ahora mismo tiene los poderes de cazador de sombras y cazador de demonios.




Después de un rato, Knock se decidió a volar...

-Kyel: vale como quieras. Expuso Kyel en respuesta a Knock al decir que lo hacía para "estirar las alas amodorradas" y no porque el se lo dijera.



En muchas ocasiones Kyel deseó tener un dragón solo para él pero sabía que eso era casi imposible.




Entonces cuando Knock inició el vuelo él siguió con la vista sus movimientos, cualquier ser humano en su lugar solo vería un borrón rojo o nada de nada directamente, Kyel en su lugar veía un poco mas, cuando Knock abrió las alas en el cielo, Kyel se apresuró a hacer un dibujo completo de él y un poco de fondo del cielo con las sombras que controlaba.




Finalmente cuando fué el momento de la usar la llamarada...

-Kyel: ¡Tu dale sin miedo!



Entonces el dragón lanzó una llamarada, Por el color de las llamas y la tonalidad que iba tomando su barrera, de rojo vivo a rojo blanco intuyó que la llamarada debia tener una temperatura mínima de 8000ºC.




La resistencia de la barrera iba disminuyendo rápidamente...

-Kyel: vale ya puedes...

Entonces vió volver al dragón con su llamarada, Kyel desinvocó la barrera antes de que la rompiera deltodo en una nube de sombras y apareció al lado derecho de ésta un poco lejos del efecto de la llamarada del dragón...

-Kyel: si ya me ha llegado la demostracion graciaas. Respondió con cierta alegría.


-Kyel: bueno ahora ¿que tal si volvemos a la ciudad? como tu me has enseñado algunas de tus habilidades, te enseñaré yo una de las mías...

Entonces Kyel alzó la mano a media altura...


-Kyel: ¡Kurai kage no kiba!  Y de su mano empezaron a salir unos relámpagos negros que se unían a las sombras del lugar, de las cuales salía un dragón negro enorme hecho de sombras...


[img][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen][/img]


-Kyel: esta es mi habilidad colmillos oscuros de sombra, una habilidad de cazador de sombras, en realidad el dragón que ves no es de verdad, es solo una marioneta hecha de sombras, si te acercas a el y te fijas bien verás que no es mas que un montón de sombras con forma de dragón al que controlo con una mano. Dijo mientras movía y cambiaba el orden de los relámpagos de sombra haciendo que el dragón diera unos pasos hacia adelante y moviera lijeramente sus alas.

-Kyel: ahora, ¿que tal si te llevo? Preguntó Kyel con una media sonrisa en la cara.

-Kyel: pero te lo digo desde ya, antes de llegar tenemos que parar, no puedo entrar con esto en la ciudad... por razones obvias.

Kyel

Mensajes : 122
Reputación : 16
Fecha de inscripción : 09/02/2014

Datos De Personaje
Nombre: Kyel Segrim Vistral
Raza: Hibrido
Edad Aparente: 20 años

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Montañas rocosas

Mensaje  Knock Out el Lun 2 Jun 2014 - 21:19

Habría deseado estar más tiempo en su verdadera forma, ser un dragón era reconfortante en muchos sentidos, respiraría unos momentos sintiéndola brisa del viento fresco por unos segundos más recorrer cada parte de su dragonesco cuerpo, se relajaría un poco, cerrando sus ojos, nuevamente una llama le envolvería por completo, era una llama cálida, esta no hacía daño alguno, aquella gran llama disminuiría de tamaño hasta que de ella emergió aquel hombre de cabello rojo,  aquel color ahora parecía ser un poco más intenso que al inicio, la llama desaparecería por completo, abriría sus ojos, nuevamente preso de aquella pequeña forma, pero sabía que aquello era necesario, no tenía otra opción.

 
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]



Observaría detenidamente aquel espectáculo provocado por aquel joven, pocas veces había visto un dragón negro y ese era muy parecido a lo que había visto, rodearía a aquel dragón viendo cada detalle mientras escuchaba a aquel que lo había creado.

 

… si, se que no es real… su aura lo delata, pero debo decir que en apariencia si se parece bastante… y acepto la propuesta de que me lleves… el camino de vuelta solo sería bastante tedioso…

 

… entiendo… un dragon surcando el cielo de Caiten haría pánico colectivo…

Knock Out

Mensajes : 34
Reputación : 9
Fecha de inscripción : 11/02/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

De vuelta a "casa"

Mensaje  Kyel el Mar 3 Jun 2014 - 4:39

Kyel hizo agacharse al enorme dragón para subirse en el, utilizando las sombras del propio dragón se hizo una especie de asiento con abracaderas para la cintura, e dragón era tan grande que bien podrían sentarse sobre él varias personas e incluso (como siempre) Kyel podría abrir el dorsal del dragón y crear una especie de cámara interior, pero hoy prefería ir fuera y que le diera el viento en la cara...


-Kyel: ¡nos vamos!



El dragón iba a unos 70Km/h para éste dragón, era una velocidad bastante lenta pero Kyel quería disfrutar un poco del viaje...


-Kyel: la verdad es que queda muy guay la manera que tienes de transformarte, es mucho mejor que la mia con diferencia JAJAJAJA. Comentó a Knock.


Mientras tanto Kyel puso un totem de energía espiritual en el dragón para evitar tener que canalizar nada y fijó la ruta rumbo a la ciudad...


-Kyel: una pregunta así por el aire... ¿quién era ese pequeño dragón que estaba contigo? del tio no me hables, ese en cierto modo me es un poco indiferente pero el dragoncito ese...


El dragón continuó su viaje y aunque si velocidad era lenta para un dragón, ya habían recorrido mas de la mitad...


-Kyel: a todo esto, te doy un pequeño consejo antes de llegar, dijiste que tenías miedo de que te "hicieran algo" porque en tu forma humana eres mas vulnerable, te daré un pequeño dato que conoci también hace poco. Mintió ligeramente Kyel.


Entonces una vez mas poniendo voz de vendedor de teletienda...


-Kyel: hay un sastre famoso en la ciudad que se dedica a la venta de ropa encantada, quizá convendría que te pasaras por ahí un día de éstos,





-Kyel: por cierto, hablando de tiendas, puesto que eres nuevo en la isla y llevas poco como yo, deberías ir a hechar un ojo el tema de los sueldos en la ciudad, yo en su día miré todo el papeleo, impuestos, sueldos y demás... menudo ladrillo... en fin yo que tu lo miraría creo que los jefes de los servicios públicos de la ciudad cobráis todos 1.200 monedas de oro pero bueno eso hablalo con ellos, no te fíes de mi.


Desúpes de la conversación con Knock, el dragón estaba casí a las puertas de la ciudad...


-Kyel: abajo...



Entonces el dragón empezó a descender suavemente, y cuando llegó al suelo se agachó y desapareció en una nube de sombras que se esparcían por el bosque, entonces Kyel cambió a su forma de ángel blanco...


-Kyel: uso esta forma para que no me tomen por un "bicho" ya me entiendes. Expuso refiriéndose a su forma de ángel blanco.


Entonces mientras Kyel se acercaba a la puerta con las monedas en la mano del impuesto de 6 monedas por entrar a la ciudad...


Última edición por Kyel el Miér 4 Jun 2014 - 2:44, editado 1 vez

Kyel

Mensajes : 122
Reputación : 16
Fecha de inscripción : 09/02/2014

Datos De Personaje
Nombre: Kyel Segrim Vistral
Raza: Hibrido
Edad Aparente: 20 años

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Cuarentena

Mensaje  Nosnas el Mar 3 Jun 2014 - 4:44

-Guardia de la entrada1: ¡Alto quien...!


-Guardia de la entrada2: ¡Es Kyel!, Kyel, Nosnas te está buscando.


Uno de los guardias se quedó mirando a Knock...


-Guardia de la entrada1: señor... médico ¿no? la ciudad está en máxima seguridad, no puede abandonar la ciudad sin un permiso...



-Guardia de la entrada2: dejalos hombre, tienen pinta de saber defenderse bien solos, bueno lo dicho, estamos buscando a un ser sobrenatural que ha matado a una muchacha y que anda suelto por ahí, Nosnas requiere tu presencia de inmediato para ayudar en la investigación.

Nosnas

Mensajes : 66
Reputación : 6
Fecha de inscripción : 16/02/2014

Datos De Personaje
Nombre: Nosnas
Raza: Humano
Edad Aparente: 30 años

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Investigación privada

Mensaje  Kyel el Mar 3 Jun 2014 - 4:50

-Kyel: valla por dios... aquí es imposible aburrirse eh. Expuso mientras pagaba las 6 monedas de oro.


Entonces el guardia le dijo que Nosnas estaba en los suburbios bajo las alcantarillas o cerca de ellas...


-Kyel: bueno Knock, nos vemos en otro momento, ah por cierto la tienda esa está en los suburbios pero, con el jaleo que hay... no se si te compensa ir a ese barrio, es la tienda william cross de sastrería. Expuso Kyel poneindole la mano en el hombro amistosamente.

Kyel usó el teletransporte para ir ahí de inmediato.

Kyel

Mensajes : 122
Reputación : 16
Fecha de inscripción : 09/02/2014

Datos De Personaje
Nombre: Kyel Segrim Vistral
Raza: Hibrido
Edad Aparente: 20 años

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Montañas rocosas

Mensaje  Knock Out el Vie 6 Jun 2014 - 19:39

Nunca había experimentado el volar de otra forma que no fuera con sus propias alas, y a pesar que no tenía la velocidad que a el le gustaría, era relajante disfrutar de la brisa del viento, hacia algunos minutos que había subido a aquel dragón echo de sombras, vería en todas direcciones, la vista era realmente impresionante, seria sacado de sus pensamientos, volvería la mirada a Kyel, reiría ante el comentario de su transformación, básicamente el había generado esa transformación, la había creado como parte de su firma única de dragón y por mera vanidad.

 

… la verdad no se quien sea ese pequeño dragón… tuve un problema con él en Cayten… pero después se vio muy interesado en la transformación dragón-humano…

 

Pensaría un momento, era extraño que un dragón de su clase no supiera de eso tan simple entre los dragones, y a decir verdad si lo meditaba un momento, la presencia que emanaba estaba combinada, como si realmente no fuese un dragón en sí.

 

Seguiría  escuchando a aquel joven, era demasiado extraño, eso era ya un pensamiento muy recalcado en su cabeza, reiría con sus comentarios.

 

… no es que sea más vulnerable… de echo mi piel humana es tan fuerte como mi escamas… aunque si es más probable que me deñen más fácilmente…

 

Ante aquel comentario, se quedaría callado, estaba diciendo cosas de más, cosas que no era necesario mencionar, daría un suspiro y escucharía lo que continuaba diciendo Kyel, es cierto, tenia que ver muchas cosas en Cayten con respecto a su sueldo, eso le fastidiaba, pero no tenia de otra, después de todo había visto algo que le agrado en una de las tantas tiendas de la ciudad y sería mucho mejor si lo compraba a meterse en líos. La ciudad ya estaba cerca y así el dragón comenzaría descender, y así como tocaron tierra Kyel tuvo que marcharse, mientras comenzaba a caminar por la gran avenida dela ciudad.

Knock Out

Mensajes : 34
Reputación : 9
Fecha de inscripción : 11/02/2014

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Montañas rocosas

Mensaje  Contenido patrocinado Hoy a las 4:45


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.